¿Y ahora qué viene para Gallos?

0
595

El Grita México Apertura 2021 fue un torneo irregular para el conjunto queretano. Un cambio en la dirección técnica, Leonardo Ramos llegó a mitad del campeonato para ser el relevo de Héctor ‘Pity’ Altamirano y de esta forma tratar de encaminar al equipo a un cierre digno de liga.

El uruguayo no tardó en imponer su filosofía de juego, cambiando radicalmente la forma de plantarse en el terreno de juego, optando por ser ofensivos y jugarle de tú a tú a cualquier rival de la Liga MX. Pero, sobre todo, estos Gallos Blancos empezaron a gustar nuevamente de la afición que se hizo presente en el Estadio Corregidora.

«Así quiero que jueguen» cantaba la afición en el partido ante Necaxa, la primera victoria en la era del uruguayo. Los jugadores se mataban en la cancha, demostraron que a pesar de las carencias se le pudo hacer frente a los rivales.

Refuerzos para el 2022

El conjunto queretano batalló mucho para poder ganar encuentros en el pasado torneo, por lo que el cuerpo técnico junto con la directiva deben analizar las posiciones que se deben reforzar para el comienzo del siguiente año.

El Querétaro F.C. fue el equipo que menos goles a favor tuvo en toda la competencia, siendo 11 el número de tantos que los emplumados pudieron concretar sus jugadas en goles. La carencia de rematadores y la dependencia de elementos como Jonathan Dos Santos deben ser una alarma para el cuerpo técnico, por lo que es una zona que sí o sí deben reforzar con un delantero que pueda funcionar de revulsivo o acompañar a Dos Santos en el ataque. Nicolás Sosa, a pesar de demostrar garra y entrega no fue el ‘killer’ que esperaban que revolucionará la delantera albiazul.

Los albiazules generaron oportunidades para los atacantes, por lo tanto, el medio campo es una de las zonas con más fortaleza. Balanta demostró que es pieza clave en la recuperación del balón, así como Escamilla que marcó la diferencia en los partidos que disputó de titular.

En cuanto a defensa, los queretanos solo recibieron 19 goles en contra. Esto se debe en gran parte al desempeño del uruguayo Washington Aguerre como guardameta plumífero, desde la salida de Tiago Volpi no existía solidez en la portería queretana. Sin embargo, queda claro que cuando un portero mantiene a raya a los delanteros rivales es síntoma de que no existe una defensa del todo sólida. El uruguayo Ramos deberá buscar que esta zona también se refuerce; asimismo, se deberá prestar más atención a la disciplina en el terreno de juego, en este torneo se acumularon un número considerable de tarjetas rojas y amarillas.

Como es de costumbre, en las próximas semanas surgirán rumores en torno a la actualidad del plantel, que jugadores salen y cuales llegan para reforzar la plantilla de cara al Clausura 2022.