Home > Columnas > Gallos ha tenido un mal torneo: Francisco Chimal

Gallos ha tenido un mal torneo: Francisco Chimal

“El talento depende de la inspiración, pero el esfuerzo depende de cada uno”, Pep Guardiola.

Querétaro jugará este sábado su último partido como local en el Clausura 2018. Un torneo que como los cuatro previos, ha tenido más momentos grises que brillantes. Gallos alcanzó su punto más alto del torneo con la victoria sobre Puebla en el Corregidora cuando estuvo a tiro de piedra para calificar y luego se desplomó.

Si bien el sistema del futbol mexicano aún le da posibilidades matemáticas de calificar, Gallos ha tenido un mal torneo. Y es inevitable recordar la honestidad de aquel jugador subcampeón con Gallos que en una charla de café, luego de una seguidilla de derrotas que afirmaba “lo que pasa es que somos muy malos”.

Luis Fernando Tena señaló en conferencia de prensa que estaba molesto consigo mismo por los malos resultados del cuadro queretano y no es para menos. El “Flaco” ha intentado con línea de cinco, con cuatro en el fondo, ha cambiado jugadores en zona de ataque y en mi lectura -al menos este torneo- ha tenido menos responsabilidad que los jugadores, del mal paso de Gallos.

Querétaro ha sido más o menos sólido en defensa pero arriba le cuesta mucho. No es creativo, profundo, no llega, no genera pero ha sido tan contundente que las dos o tres qué tiene las convierte. Eso sí es completamente táctico y responsabilidad absoluta de Tena. Salvo Puch, la delantera queretana ha dejado mucho qué desear; los jugadores suplentes, no han representado una solución, mucho menos un revulsivo.

Cuando escucho o leo que los jugadores, el cuerpo técnico e incluso los mismos medios apelan a la frase “cerrar con dignidad”, me imagino a los chicos que reprueban educación física o catecismo (lo único que tenían qué hacer era asistir). ¡No mamar!

Gallos llega a este encuentro como 16 de la tabla general con 12 goles a favor y 17 en contra. Pachuca ocupa el lugar 8 del Clausura 2018 con 22 unidades, además de 29 tantos marcados y 27 permitidos. En lo que va del certamen, Gallos y Tuzos son de los equipos con menor posesión de balón: los queretanos acumulan 21.3 minutos por encuentro, los hidalguenses 23.9

Querétaro es la escuadra con menos remates a portería: 48; Pachuca ha ensayado 80 disparos al arco. Volpi es el arquero con mayor número de atajadas: 68.

Está claro que el favorito para este encuentro es el cuadro visitante. Es un equipo que sabe con la pelota, que juega abierto y por lo mismo da concesiones en defensa, situación que no le desagrada a Gallos y que puede aprovechar a cabalidad.

Si bien, el descenso está prácticamente cerrado a Veracruz y Lobos, quedar en lugar 16 o 17 de la porcentual es un indicador de una mala gestión de las distintas directivas, de los diferentes entrenadores y de un bajo rendimiento de los jugadores que han portado la casaca queretana, tomando en cuenta que cuando compraron la franquicia de Jaguares de Chiapas estaban en media tabla.

Paco Chimal

@pacochimalc

A %d blogueros les gusta esto: