Home > Principal > Extra > Pachuca, un rival incómodo.

Pachuca, un rival incómodo.

Foto: Club Querétaro

Foto: Club Querétaro

El día de mañana los Gallos se medirán ante los Tuzos del Pachuca y aunque no se tiene una rivalidad tan grande como la que hay con León o San Luis, es imposible pasar por alto que ambos equipos se han visto envueltos en partidos clave que convierten a estos duelos en una rivalidad creciente.

Un partido que probablemente se encuentra en la memoria de los adicionados queretanos es el del Clausura 2014, cuando el equipo se encontraba inmerso en el problema legal con el entonces dueño; Amado Yáñez Osuna. La escuadra plumífera estaba a punto de conseguir una verdadera hazaña, aún sin recibir su pago, los jugadores estuvieron a punto de obtener el pase a la liguilla, de no haber sido porque tras ir ganando con un marcador de tres goles a cero a los Tuzos, estos, lograron remontar el marcador para culminar con el sueño albiazul. Enrique Esqueda, el verdugo que además de ser queretano de nacimiento, realizó una serie de señas obscenas al grupo de animación “Resistencia Albiazul”.

Otro duelo memorable fue en el Clausura 2015, las primeras jornadas del torneo estaban en disputa y los Gallos visitaban la “Bella Airosa”, el marcador final fue de dos goles a uno para los locales, en dicho partido le fue mal anulado un gol a Yasser Corona, la expresión en su rostro de incredulidad se tornó famosa y actualmente hay “memes” con ella. La revancha de los del conjunto queretano llegaría.

Fue en la liguilla del Apertura 2015 cuando Querétaro se encontró a los Tuzos en semifinales, el encuentro de ida se disputó en Pachuca, donde el equipo dirigido por Diego Alonso tomó ventaja de dos goles, aunque, sin saber finiquitar la posibilidad que tenían ante la visible superioridad de juego y el famoso berrinche de “Ronaldinho” dejaron a los Gallos con vida. Para el juego de vuelta ante un estadio Corregidora abarrotado, Ángel Sepúlveda anotaría en los primeros minutos de juego, posteriormente Jonathan Bornstein marcó el segundo que decretaría el pase a la gran final para los Gallos, los aficionados de Pachuca que desde antes de iniciar el encuentro vitoreaban a sus jugadores no lo podían creer y fue la revancha deportiva perfecta para la institución y la afición de la ciudad del acuaeducto.

Mañana no será un partido más, es una rivalidad que con el tiempo ha ido aumentando y sin lugar a dudas ambos equipos son candidatos para contender de forma seria por el titulo de la Liga Mx en este Apertura 2015.

You may also like
¡El Gallo está feliz!
Ridícula expulsión para Javier Güémez
“La prioridad será no perder” por Paco Chimal
Chiva en decadencia
A %d blogueros les gusta esto: